Bizcocho especiado de calabaza y zanahoria. (Sin azúcar)

778d1294a6df077696ef188b40d05934<< Su pequeño huerto le daba lo suficiente para vivir sin penurias. Este año la cosecha había sido abundante.

La despensa estaba llena y el botiquín de hierbas medicinales completo. El invierno se acercaba, pero ella estaba tranquila.

Tendría que llenar un poco más la leñera antes de que comenzaran las lluvias, pero aún tenía unas cuantas semanas para ello.

Ahora era tiempo de celebrar el solsticio y agradecer a la tierra todas las riquezas que le había proporcionado.

Le llevó un rato elegir el aceite que quemaría en el ritual. Seleccionó las dos velas más bella de sus reservas. Eran velas de cera de abeja pura que había ido haciendo y guardando durante la primavera.

Encendió el fuego, y puso el caldero con agua y les añadió una mezcla de hierbas secas y flores de fuerte olor. Esta infusión, tomada con precaución, podía ayudar a una hechicera experimentada a conectar con los dioses.

Esparció unas cuantas semillas de girasol, en ofrenda a los pájaros, para agradecerles la carne que le proporcionaban. Pronto gran cantidad de aves de todas las especies, acudieron a la ceremonia. Se sentía a gusto entre esos animales tan libres. Ella los alimentaba y de vez en cuando cazaba alguno para comérselo y usar sus plumas de abrigo. 

Por último sacó el pastel especiado, que había horneado a la diosa madre. Sabía que la diosa estaría cerca atraída por tan maravilloso aroma. Además, le vendría muy bien recuperar fuerzas tras el viaje místico que estaba apunto de realizar.

Lo había horneado con las primeras calabazas y zanahorias que había recolectado, también llevaba canela, cardamomo y miel para endulzarlo. Y estaba decorado con las mismas semillas de la calabaza tostadas. 

Puso el pastel junto al altar, se sirvió la infusión en su sencillo cuenco de arcilla y le dio pequeños sorbos. Pronto comenzó a notar los efectos y se recostó en la estera. El viaje había comenzado. >>

 


Cómo hacer el Bizcocho especiado de Calabaza y Zanahoria.

¡Estamos en Otoño! ¡Me encanta esta estación! Este fin de semana hemos celebrado el solsticio. Y en nuestra mesa, entre otros manjares de la estación, disfrutamos de este bizcocho de calabaza y zanahoria, que además es sin azúcar, con lo cual es muy apto para bebés y niños.

ingredientes

Ingredientes:

  • Una zanahoria.
  • Una rodaja de calabaza de un dedo de grosor.
  • 250 gr de miel.
  • 350 gr de harina integral de trigo.
  • 3 huevos.
  • 4 cardamomos.
  • una cucharadita de canela.
  • una pizca de nuez moscada.
  • una pizca de sal.
  • Un vasito de aceite de oliva virgen extra.
  • Un sobre de polvo de hornear.

Elaboración:

Precalentamos el horno a 180 º.

Pelamos la calabaza y la zanahoria y las rallamos.

calabaza

Añadimos en un cuenco grande: los huevos, la miel, las especias, (los cardamomos sin cascara y previamente machacados) y lo batimos muy bien. Añadimos también las verduras ralladas y volvemos a batir. Por último la harina y los polvos de hornear y damos una última batida para que se mezcle todo muy bien.

Lo ponemos en el molde para el horno, lo decoramos con las pipas de calabaza.

img_4907

Lo horneamos durante 40 minutos. Como siempre digo en las recetas de bizcocho ¡No abrir la puerta hasta que acabe!

bizcocho-zanahoria-calabaza

Yo me he vuelto a mudar, y ahora tengo un horno que está roto y no regula la temperatura, no funciona el ventilador. Me ha costado hacer la receta dos veces, pero al final salió muy rico.

img_4935

img_4943

Os animo a que lo probéis. Aunque los ingredientes no sean los más comunes para un bizcocho, está bastante bueno.

img_4973

¡Feliz solsticio de Otoño!

img_4933

 

5 pensamientos sobre “Bizcocho especiado de calabaza y zanahoria. (Sin azúcar)

  1. Querida hermanita brujita.
    ¡Cómo me ha gustado tu relato! Aunque eso ya lo sabes. Lo has escrito para que me guste. 🙂 El bizcocho seguro que está (¿estaba?) delicioso, aunque antes le pegaría un bocao a esos carrillos que veo en la última foto.
    Tengo en mente abrir una gran calabaza dentro de poco para probar un par de recetas. ¡A ver si puedo incluir esta en la lista y lo pruebo!
    Te quiero, hermani.

Deja un comentario