Bolitas de arroz y espinacas al horno

IMG_3825

Me preguntan: ¿por qué compro arroz y flores? Compro arroz para vivir y flores para tener algo porque vivir.

Con estos versos, que no son míos, si no de Confucio, empezamos la primera entrada de arroz del blog. Y mira que es un alimento básico en nuestra alimentación y lo tenemos presente en nuestra mesa una o dos veces por semana, pero aún no le había dedicado ninguna receta. Nada que no vayamos a remediar a hora mismo con estas bolitas.

Pocas veces puede una estar tan satisfecha con una receta que no le ha salido como quería 😀 Eso es exactamente lo que me ha pasado con estas bolitas. La receta sí la habíamos hecho en más ocasiones; es una manera estupenda de gastar la sobras de algún arroz o de comer arroz sin necesidad de cubiertos, para llevar de picnic, comer en el trabajo, llevar de aperitivo para los niños, etc. Pero nunca las había hecho al horno. No suelo hacerlas más a menudo, porque en nuestra dieta entran muy pocos fritos y el puesto suele estar reservado para los huevos con patatas fritas :P. Por eso decidí probar y hacerlas al horno.

El caso es que han salido espectaculares, estaban buenísimas. Pero son estéticamente mejorables. El problema está en que la harina no se terminó de dorar y se quedaron con un aspecto raro. No se si la solución está en suprimir la harina, en pasar primero la harina y luego el huevo… la próxima vez que las haga prometo editar la entrada. Mientras tanto si os animáis a hacerlas, no os preocupéis, las podéis hacer así que os van a encantar. Y si queréis darme algún consejo mis oídos están disponibles 😀

Os cuento cómo y de qué están hechas.

ingredientes

Ingredientes: (Para 3 personas)

  • 1 vaso y 1/2 de arroz redondo
  • 3 vasos de agua
  • 3 dientes de ajo
  • brotes tiernos de espinacas
  • queso rallado
  • nuez moscada
  • curry
  • canela
  • ajo en polvo
  • cebolla en polvo
  • sal
  • huevo
  • harina

Elaboración:

Pelamos los ajos y los picamos. En una olla con un poco de aceite de oliva sofreímos el ajo y cuando empiece a dorar, mareamos el arroz. Agregamos los tres vasos de agua caliente y la sal y cocemos a fuego medio hasta que la mayor parte del agua se haya evaporado y salgan grandes cráteres en la superficie. Bajamos el fuego al mínimo (en la vitro al 2 o al 3, tapamos la olla con un trozo de papel de aluminio y luego con la tapa y dejamos así durante unos minutos para que el agua restante se acabe de absorber.

Ponemos el horno a precalentar a 180º.

IMG_3832

En un robot de cocina, si tenemos, picamos las espinacas y las ponemos en un bol junto al arroz, el queso y las especias.

Prensando y modelando con las manos hacemos pequeñas bolitas y las vamos poniendo en una bandeja.

IMG_3834

IMG_3850

Batimos ligeramente el huevo y ponemos la harina en un platito. Vamos pasando las bolitas por el huevo y luego ligeramente por la harina. Colocamos las bolitas en la bandeja del horno forrada con papel y las horneamos 20 minutos a 200º.

Cuando estén listas las dejamos enfriar y ya podemos degustarlas.

Nosotros las hemos acompañado con una ensalada variada con manzana y el toque dulce de la manzana con las especias del arroz, era una mezcla deliciosa.

IMG_3855

 

Se trata de una receta muy versátil, porque puedes jugar con el aliño, el tipo de queso o no queso e incluso los vegetales. ¡Si os animáis y le hacéis alguna variación, contádmela!

IMG_3867

 

Besitos y ¡espero que os guste!

8 pensamientos sobre “Bolitas de arroz y espinacas al horno

  1. Yo no las he hecho nunca pero quizás si las preparo alguna vez las reboce primero con harina después con huevo y otra vez con pan rallado de esa forma crearía una cobertura mas recia (pero solo es una idea eh). Seguro que las tuyas están buenisimas

  2. ¡¡Qué bueeeeenas!! ¿Y esto lo haces a menudo y yo nunca las he probado? Ejem, ejem, algo falla aquí. Jijijijiji
    Guapa, a mi me ha pasado lo mismo con la harina alguna vez, con una receta de champiñones al horno. La harina no se tostaba y quedaron raros. Igual lo suyo es como dices hacerlo al reves, pues el huevo al cuajarse sí que le daría ese toque dorado que quizá es lo que buscas. Como el arroz y las espinacas está húmedas, no creo que hay problema por pasarla primero por harina y luego por huevo… ¡Super receta que te has sacado de La Despensa!

    Un beso.

    PD: Me encanta verte publicar.

Deja un comentario